Kitzur Shuljan Aruj 158.1

.

יוֹלֶדֶת, בֵּין יָלְדָה וָלָד חַי בֵּין וָלָד מֵת, וָאֲפִלּוּ נֵפֶל, אֲפִלּוּ לֹא רָאֲתָה דָם, הֲרֵי הִיא טְמֵאָה טֻמְאַת לֵדָה. וּמִצַּד הַדִּין אִם הָיָה הַוָּלָד זָכָר, הִיא טְמֵאָה שִׁבְעַת יָמִים מִשּׁוּם לֵדָה, וְאַחַר כָּךְ יְכוֹלָה לִסְפֹּר שִׁבְעָה נְקִיִים וְתִטְבֹּל. וְאִם הָיָה נְקֵבָה, הִיא טְמֵאָה אַרְבָּעָה עָשָׂר יוֹם מִשּׁוּם לֵדָה, וְאַחַר כָּךְ סוֹפֶרֶת שִׁבְעָה נְקִיִים וְטוֹבֶלֶת. וְיֵשׁ מְקוֹמוֹת שֶׁנּוֹהֲגִין שֶׁאֵינָן טוֹבְלוֹת תּוֹךְ אַרְבָּעִים יוֹם לְזָכָר וּשְׁמוֹנִים יוֹם לִנְקֵבָה. וּבְמָקוֹם שֶׁהַמִּנְהָג הַזֶה הוּא מֻסְכָּם אֵצֶל כֻּלָם, אֵין לְהָקֵל, כִּי יֵשׁ קְצָת טַעַם בָזֶה. וְעַל כָּזֶה נֶאֱמַר, שְׁמַע בְּנִי מוּסַר אָבִיךָ וְאַל תִּטּשׁ תּוֹרַת אִמֶּךָ. אֲבָל בִּמְדִינוֹתֵינוּ, אֵין בָּזֶה מִנְהָג קָבוּעַ. וּמַה שֶׁיֵשׁ בִּקְצָת מְקוֹמוֹת מִנְהָג, שֶׁלֹּא לִטְבֹּל עַד לְאַחַר שִׁשָׁה שָׁבוּעוֹת לְזָכָר וְתִשְׁעָה שָׁבוּעוֹת לִנְקֵבָה וְכַדּוֹמֶה, לְמִנְהָגִים כָּאֵלּוּ אֵין לָהֶם שׁוּם טַעַם, וּכְבָר נִתְבַּטְלוּ בִּקְהִלּוֹת קְדוֹשׁוֹת עַל יְדֵי גְאוֹנִים זִכְרוֹנָם לִבְרָכָה.

Una mujer que ha dado a luz si dio a luz a un niño vivo o muerto, o incluso si fue un aborto espontáneo, incluso si no percibió sangre, se la considera inmunda con la impureza atribuida al parto. La ley prescribe que si el niño era un hombre, la madre es inmunda durante siete días (debido a ella) durante el parto, después de lo cual puede contar siete días limpios y realizar el rito de inmersión. Si el bebé es mujer, la madre está impura durante catorce días (por su culpa) para dar a luz, después de lo cual cuenta siete días limpios y realiza el rito de inmersión. Hay lugares donde la costumbre aceptada es que la mujer no realice la inmersión dentro de los cuarenta días de dar a luz a un hombre, y dentro de los ochenta días después de dar a luz a una mujer. En una comunidad donde esta costumbre se acepta de manera uniforme, no debe tratarse a la ligera, ya que hay alguna razón para ello. Con respecto a tales casos , se dice: “Escucha a mi hijo, las instrucciones de tu padre, y no abandones las enseñanzas de tu madre”. Pero en nuestras regiones, no existe una costumbre establecida al respecto. 1 The Placey, Nodah Beyehuda Resp. 54 etc. estaban en contra de esta costumbre, ya que puede conducir a desarrollos muy negativos. Si el padre de uno no tenía esta costumbre, tampoco debería tenerla. La costumbre que prevalece en algunas comunidades es que no debe sumergirse hasta seis semanas después de dar a luz a un hombre, y nueve semanas para una mujer, o costumbres similares. , no tienen ninguna razón válida, y ya han sido abolidos en las comunidades sagradas por los Geonim , de bendita memoria.

Kitzur Shuljan Aruj 158.1 en Español

Siguiente Pasuk ➡

⬅ Pasuk Anterior
.

Deja una respuesta